El día que Curicó Unido ganó 14-0 un partido oficial

(Foto referencial)

El 18 de julio de 2004, Curicó Unido consiguió el triunfo más abultado de toda su historia: venció 14-0 a Rengo Unido en el antiguo Estadio La Granja, por la fecha 5 de la primera rueda del Campeonato de Tercera División.

Esa tarde, ante poco más de 1.000 personas, el cuadro curicano se presentaría con varios suplentes, entre ellos el portero Luis Santelices Tello; arquero que hoy por hoy es uno de los jugadores con más partidos disputados vistiendo la casaquilla del Curi, y que por esos años formaba sus primeras armas.

Al frente estaba el débil equipo de Rengo, antecedido por problemas extrafutbolísticos y que se presentaba con solo 9 jugadores, ya que el DT se había peleado a golpes con los dirigentes, y se había llevado a algunos de sus jugadores titulares.

Con esos condimentos, el encuentro terminó con un 14 a 0 a favor de la escuadra tortera con anotaciones de Damián Muñoz (x2), Rubén Araya, Carlos Araya, Rodrigo Sáez (x3), Marcos Fuentes (x3), Rodrigo Cáceres, y Boris Aravena. Es más, según voces que asistieron esa tarde soleada al antiguo coloso, el portero Daniel Pardo fue figura.

Los albirrojos, dirigidos en ese entonces por Jaime «Tiburón» Nova, estaban siendo protagonistas de un campañón en su zona. De hecho, a fin de año, eran uno de los equipos más goleadores de la temporada, habiendo anotado incluso más de 100 goles en total. No sería novedad, la Albirroja llegaría peleando el ascenso a la Primera B hasta la última fecha de la Liguilla Final, y la aspiración se vería truncada tras la derrota ante Ñublense en Linares.

Comentarios cerrados.